Factores que no sabías pero influyen en el dolor de espalda crónico:

Tus creencias sobre la salud
Tus estrategias de afrontamiento
Tus hábitos de pensamiento: Catastróficos, pesimistas, etc.
Emociones como la ansiedad
Emociones relacionadas con la tensión muscular

¿Qué puedes hacer para controlar el dolor de espalda crónico? Hay opciones que pueden ayudarte:

 

Según el artículo “The psychology of low back pain” publicado en el sitio web de la escuela de medicina de Harvard, los factores mencionados en la infografía están estrechamente relacionados con el dolor de espalda crónico. Según la publicación, incluso cuando tienes dolor lumbar que está siendo tratado médicamente, es útil comprender los factores psicológicos que afectan tu dolor y tu cerebro. También es útil saber qué puedes hacer al respecto.

¿Qué puedes hacer para controlar el dolor de espalda crónico?

En el artículo se mencionan que la siguientes son alternativas que cuentan con mayor evidencia de apoyo para tratar el dolor crónico en general y no solo de dolor de espalda.

        – Reducción de estrés basada en Mindfulness / Atención plena.
– La terapia cognitivo-conductual (TCC).
– Relajación muscular progresiva.

En conjunto, estas técnicas te ayudan a cambiar tu forma de pensar y la biología cerebral puede ayudar a tu cerebro y disminuir tu dolor.

*Información de cáracter general, no sustituye las recomendaciones de tu médico.

 

 

Prueba estas técnicas basadas en Mindfulness / Atención plena

 

Escaneo Corporal Para Principiantes

 

 

Visualización Guiada Para Reducir El Dolor Crónico

Relajación Muscular Progresiva Para el Manejo de Estrés

Curso: Respira

¿Te gustaría sentirte sin tantas preocupaciones al final del día? ¿Quisieras sentirte más saludable y feliz?

 

Quizá todo en tu vida va bien o quizá no pero es bueno saber que el estado de paz, la felicidad, la alegría, el amor y el éxito son propios al ser humano. Lo que se te está ofreciendo en RESPIRA no es algo que se tenga que adquirir. No es algo nuevo que esté fuera de ti. Ya es tuyo y solo tienes que re-descubrirlo.